Regístrate al boletín
Noticias

La administración del riesgo debe ser internalizada por los individuos y las organizaciones

Luis Ernesto Matos
Editorial LiderDeProyecto.com

Un riesgo es una condición o evento incierto que de llegar a suceder puede generar una consecuencia negativa o positiva dentro del objetivo de un proyecto, de allí la importancia de que estas situaciones se traten de predecir y medir su impacto.

La administración del riesgo no es exclusiva de los proyectos, pues esta actividad es una tarea constante en cada individuo y en cada organización, aunque se realice de forma inconsciente y un tanto empírica.

Acerca de este tema se habló en el “Panel de Administración de Riesgos” que se llevó a cabo en la Universidad Iberoamericana, casa de estudios que en el 2009 se convirtió en la primera Comunidad Educativa del Project Management Institute (PMI®) Capítulo México.

Este panel contó con la presencia de los expertos en riesgo: Alfredo Zayas, Rubén Arreola, Efraín Baldenebro, Luis Javier Pérez, el PMP® Jorge Valdés, Vicepresidente de Desarrollo Profesional del Capítulo México y en calidad de moderador estuvo el PMP® Julio Matus Nakamura, Presidente del PMI® México, quien se encargo de dirigir a los panelistas hacia temas concretos acerca del riesgo, captando el máximo interés de la audiencia.

Desde el punto de vista de ITIL y del Project Management Body of Knowledge (PMBOK®) del PMI® el riesgo se refiere a cualquier situación que se antoja incierta pudiendo resultar en algo favorable o negativo para el proyecto, de allí la relevancia de darle el tratamiento adecuado en cuanto a su previsión, probabilidad de ocurrencia, medición de vulnerabilidad e impacto de éste y si realmente representa una amenaza, así como las formas de mitigarlo en el caso de que llegue a materializarse.

Para el mantenimiento de la continuidad del negocio, la administración del riesgo sin duda es de vital importancia pues esto garantizará que a través de la aplicación de las herramientas e inversiones adecuadas, las situaciones inciertas pueden evitarse o reducirlas a su más mínima expresión de tal forma que no afecten un proyecto o el rendimiento de una organización.

Lamentablemente en México y en Latinoamérica la cultura de la gestión del riesgo no está interiorizada por instituciones tanto públicas como privadas, así como en los individuos debido a que se suele pensar que es un gasto innecesario llevar a cabo este tipo de tareas de prevención debido a que ciertamente se trata de plantear escenarios que pueden llegar o no a ocurrir, pero en el caso de suceder y no tener los mecanismos apropiados para combatirlos, podrían generar consecuencias muy lamentables tal y como ha sucedido con diversos acontecimientos cuyas consecuencias han podido ser menos graves si se hubiese tomado en serio la administración de riesgos.

Finalmente el mensaje para todos los asistentes fue ese, ir generando la cultura de administración de riesgos como un proceso personal que posteriormente vaya escalando hacia otros planos, pues esta labor debe de dejar de ser vista como una imposición para convertirse en algo normal e internalizado que permita evitar sucesos inesperados.

Próxima Conferencia: Jueves 25 de febrero. 18:30 horas. Edificio Moncayo, Paseo de la Reforma 404, Piso 11.


Esta página ha sido calificada como:
Califica esta página:

Sitio completo (versión desktop)